afecta-lluvia-una-hectarea-de-hortalizas

Gracias a las lluvias presentadas recientemente en el Estado de México, el desarrollo del cultivo de maíz  que se encuentra en la etapa de evolución, se ha visto  favorecido, por lo que se estima que la entidad tenga una excelente cosecha de este producto.
José Rubén Dávila Mendoza, director general de Agricultura de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario (Sedagro), explicó que las lluvias que se han presentado de enero a la fecha, registran un acumulado de 676 milímetros, superior al promedio de los últimos 5 años que es de 521, lo que garantiza la humedad que requieren los cultivos; sobre todo que las precipitaciones han estado distribuidas a lo largo del ciclo agrícola, sin presentarse aguaceros torrenciales que generen afectaciones, y sí períodos de sol conocidos como “veranitos”, que facilitan la evaporación de agua que está en exceso que pudiera afectar el cultivo.
Indicó que al desarrollarse los cultivo bajo condiciones de temporal, están expuestos a fenómenos climáticos que pueden afectar el desarrollo del producto, por lo que sí se han presentado afectaciones, las cuales no representan un riesgo, pues del total de la superficie sembrada con los 12 principales cultivos, que es de 690 mil hectáreas, 35 mil 800 presentan algún grado de afectación que provocará una disminución en el rendimiento de las cosechas, y únicamente mil 630 son pérdida total.
Al respecto, precisó que las afectaciones fueron al cultivo de maíz, principalmente en el oriente de la entidad, donde se registró sequía; por lo que la Sedagro ya envió reporte a la empresa aseguradora,  la cual mediante una verificación en campo, determinará el grado de afectación y si se confirma pérdida total, los productores recibirán el beneficio del seguro agrícola.
Destacó que en las parcelas con que presentaron afectación total y que estaba a tiempo de iniciar un nuevo cultivo, la Sedagro apoyó a los productores con semilla de ciclo corto, como lo es la avena, lo que les permitió reiniciar el ciclo y no perder la inversión.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *