LEGISMEX.- PRD Propone Castigar a Quienes Ejerzan Violencia Vicaria

TOLUCA, Estado de México.- Un elevado porcentaje de ex y conyugues o concubinos de miles de mujeres mexiquenses todos los días practican “violencia vicaria”, pues cometen diversos actos u omisiones de forma directa, indirecta o a través de terceros para generar daño mediante la creación de denuncias falsas, alargamiento de procesos judiciales con mentiras y/o datos falsos, entre otras acciones.

 

El fin de todos aquellos que ejercen “violencia vicaria” es afectar a sus exparejas y también romper el vínculo maternofilial con sus hijos, familiares y seres queridos en general, por ello Viridiana Fuentes Cruz, diputada del grupo parlamentario del Partido de la Revolución Democrática (PRD) presentó una iniciativa de ley para reformar y adicionar dicho concepto en la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia del Estado de México.

 

Y con ello, subrayó, castigar e inhibir esa conducta que desafortunadamente es una práctica constante que acaba con la tranquilidad y vida de miles de mujeres de la entidad.

 

Durante la sesión de la Cámara de Diputados mexiquense la legisladora del partido del Sol Azteca expuso que la violencia vicaria, desafortunadamente, es recurrente en prácticamente los 125 municipios del Estado de México, por lo que los diputados no pueden permanecer indiferentes y están obligados a poner un alto legal a ese comportamiento que tiene como finalidad dañar a la mujer, insistió.

 

“Es violencia que se ejerce sobre los hijos para herir a la mujer. Es una violencia secundaria a la víctima principal, que es la mujer. Es a la mujer a la que se quiere dañar y el daño se hace a través de terceros, por interpósita persona. El maltratador sabe que dañar, asesinar a los hijos/hijas, es asegurarse de que la mujer no se recupera jamás. Es el daño extremo”, precisó la legisladora al citar a Sonia Vaccaro, especialista que acuño el termino y motivo a Congresos de diferentes partes del mundo a colocar el concepto en sus respectivas leyes y códigos en la materia.

 

Viridiana Fuentes expresó que de establecerse la violencia vicaria en las leyes mexiquenses no sólo se estaría frenando dicha conducta y proceder, sino también se empezaría a construir un marco de protección y actuación tanto en beneficio de las mujeres como de sus menores hijos e hijas.

 

Explicó que de seguir sin reconocimiento el concepto, no sólo se impedirá el levantamiento de datos precisos que contribuyan a su prevención, atención y eliminación, sino también se seguirá entorpeciendo su identificación y sanción.

 

“Incluir la violencia vicaria en nuestra legislación estatal fortalecerá las disposiciones vigentes y permitirá su perfeccionamiento gradual para hacer efectivo el interés superior de las personas menores de edad, la transversalización de la perspectiva de género, y la erradicación de todas las formas de violencia contra las mujeres”, dijo Viridiana Fuentes durante la presentación de la iniciativa respaldada por María Elida Castelán Mondragón y Omar Ortega Álvarez.

 

La propuesta de reforma a la referida Ley fue elaborada en colaboración con representantes de diversos colectivas, asociaciones y mujeres que proponer introducir en nuestro marco jurídico la violencia vicaria, así como establecer medidas preventivas y de atención sin perjuicio de las sanciones penales que actualmente se contemplan respecto de las conductas que puedan ocasionar algún daño en la vida o integridad física de las personas menores de edad afectadas, o de las acciones civiles que sean procedentes.

 

Es de destacar que previo a la presentación de la iniciativa realizada por Viridiana Fuentes a nombre del grupo parlamentario del PRD, varias mujeres mexiquenses que padecen “violencia vicaria”, narraron como sus exesposos y/o parejas sentimentales iniciaron múltiples procesos jurídicos en su contra con un denominador común: mentiras y datos falsos admitidos por el sistema judicial.

 

Lo anterior ha desencadenado una afectación a la vida cotidiana de las víctimas-mujeres, pues tienen que desprender de sus trabajos para estar presente en los juzgados y litigar, ininterrumpidamente, con abogados de oficio y/o particulares; un proceso que acaba con la vida de las víctimas y sus familias.

 

“El violentador no ha presentado ninguna prueba fehaciente, ha mentido y manipulado a los hijos y esto ha generado un daño económico, psicológico”; “no he podido tener un trabajo normal, donde goce las prestaciones de ley, me dan las gracias porque necesito estar al pendiente de los juicios”, “el agresor se vale del sistema judicial para violentarme de forma permanente”, “cuando me divorcie pensé que ya había terminado todo, pero no fue así porque el papa de mi hija quiere acabar conmigo”, son algunos testimonios de mujeres que exigen a los diputados legislar sobre el tema.

 

“Yo no te mato, tú te suicidas”, esa frase engloba la violencia vicaria, precisaron varias de las activistas que junto con el PRD impulsan la iniciativa. (Redacción)

 

 

 

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.